La creciente tendencia a imputar a los Abogados

Esta noticia de hoy de que la Audiencia Provincial de Barcelona ha estimado la apelación de Arancha Sánchez Vicario frente al auto que archivó la querella en primera Instancia contra su padre y hermano por posible delito de apropiación indebida, tiene su miga. Según se lee:

La Audiencia cree que este archivo se produjo sin haberse hechos suficientes diligencias en la instrucción que permitieran saber la “suficiencia o no” de indicios de criminalidad, por lo que ha citado a los querellados a declarar como imputados

La cosa tiene un interés añadido porque la Audiencia también ha acordado la imputación del Abogado y del Economista de la familia:  Bonaventura Castellanos y Francisco de Paula.

Siempre ha habido Abogados corruptos. Ahí está el caso de blanqueo de capitales Ballena Blanca que, realmente, era una red de delincuentes que se prevalían de sus conocimientos para sus ilícitos, pero lo que intuyo como más novedoso, al menos para mi experiencia, es que se imputen a los asesores legales de los principales querellados en su calidad de cómplices, inductores o autores de los hechos “por asesorar”.

Es la impresión que da aunque podría estar equivocado: profesionales de la abogacía imputados que nunca habrían pensado que su conducta fuera punible.

Esto se observa también en el caso de Ana Torroja, donde se ha imputado a dos Abogados. Y lo fué inicialmente (con resultado desconocido para mí) en relación al caso Afinsa y Fórum.

Lo llamativo es que podrían ser responsables por aconsejar o asesorar realizar operaciones fraudulentas usando mecanismos simulados o de otro tipo para ello. El caso de Messi conocido esta semana también ha sido interesante pues el futbolista ha decidido, no sé si acordado con Hacienda, el ingreso de, nada menos, que 15 millones de euros por la querella que contra él y su padre dirigió la Hacienda catalana que le imputaba la realización de estructuras fiduciarias y simuladas para evitar la aplicación de los gravámenes fiscales, más onerosos, que realmente le correspondían.

Y es que ha existido una impunidad patente hasta ahora en relación a todo este tipo de operaciones simuladas a través de contratos, facturas, sociedades y fiducias. Aconsejadas como inocuas por parte de los Abogados, Asesores, Auditores y Economistas amparándose en mecanismos formales de la Ley. Estos “profesionales” disparan con pólvora de Rey: ellos aconsejan pero el delito lo cometen otros. Cuando Messi fué imputado lo primero que hizo fue señalar a sus fiscalistas, quienes ya darían la respuesta oportuna. Normal.

Pues parece que el tiempo de las formalidades que dan cobertura a auténticos fraudes y otros delitos va llegando a su fin por vía penal.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s